Duriel Club de Vinos y Gourmet trabaja para crear un mundo de experiencias, sensaciones y emociones.
Consejos de vino y maridaje
CÓCTELES: MARTINIS
CINCO VERSIONES DEL CLÁSICO MARTINI SECO
CÓCTELES: MARTINIS
Estos "falsos" martinis te harán explorar diferentes sabores, todos inspirados por el clásico Martini Seco.

El Martini Seco es un cóctel clásico de los años 50 y cada vez que uno lo toma hay algo del glamour de esa época que se transporta en esa copa con gin, vermouth seco y una aceituna verde. Esa es la receta original, pero para los fanáticos, una sola opción nunca es suficiente.

Aquí os dejamos cinco "falsos" martinis, cócteles que nacen inspirados en el Martini Seco, pero que tienen su propia vuelta de tuerca a la receta original.

1942 MARTINI

Si quieres inyectarle un toque del Nuevo Mundo a esta receta clásica, generalmente asociada a elegantes y compuestos personajes como James Bond, este es tu trago. Aquí el gin se reemplaza por un buen tequila envejecido. Luego se agrega el vermouth seco y un toque de bitter de naranja. Un consejo, aquí es bueno revolver la mezcla con hielo en la coctelera y luego servir. Totalmente al revés del Martini Seco, donde se dice que es mejor sólo agitarlo, tal como lo pedía Bond. Lo puedes decorar con una cáscara de naranja.

MARTINI CARDAMOMO PERA

Este cóctel comparte su elegante imagen con el Martini Seco, pero es una mezcla totalmente contemporánea. La clave está en la mezcla de pera (un cuarto) con las semillas de cardamomo, la que se une al vodka, un poco de jugo de limón y un toque de bitter de limón. Lo importante acá es lograr que tenga un dulzor equilibrado. Se sirve en una copa de martini.

VESPER

Recibe su nombre en honor a la primera chica Bond, Vesper Lynd, por la que Bond sentía una fuerta atracción. Esto es lo que toma Bond en sus películas, de hecho, la receta se revela en la novela Casino Royale. Tiene tres partes de gin, una de vodka y en los tiempos originales se hacía con media medida del aperitivo francés Kina Lillet, que hoy se llama Lillet Blanc, un licor amargo, a base de vinos, cáscara de naranjas y quinina, el compuesto del agua tónica. Para reemplazarlo, puedes utilizar un vermouth seco. Como toque final, se le agrega una cáscara de limón más o menos gruesa, la idea es que se note su sabor.

GIBSON

Este cóctel es una versión que no dista mucho de la receta del Martini Seco original. Como se dice, menos es más. Aquí se mantiene la proporción de gin y de vermouth seco, pero en vez de aceitunas verdes, se le agrega una cebolla perla o de cóctel, las que le otorgan su toque propio.

DIRTY MARTINI (O MARTINI SUCIO)

Este es un cóctel para los fanáticos de las aceitunas. Se puede hacer igual que el Martini Seco original (gin y vermouth) y agregarle un poco de salmuera, el agua en que se mantienen las aceitunas. O también se puede elaborar innovando con ingredientes más sofisticados, con un poco de jugo de uva blanca, vinagre balsámico blanco y un toque de goma o almíbar. No olvide agregar las aceitunas verdes.

Duriel Club de vinos y gourmet recomienda:


LACUESTA VERMOUTH ROJO

VERMOUTH MARTÍNEZ LA CUESTA RESERVA

GINSELF PRADO REY


Síguenos >
Bodega Club Duriel - Tienda de Vinos Online | clubduriel@gmail.com - Telf: 622 370 517 - Condiciones de venta - Protección de datos
Neuron Soluciones