Duriel Club de Vinos y Gourmet trabaja para crear un mundo de experiencias, sensaciones y emociones.
Consejos de vino y maridaje
LA TEMPERATURA
Servir el vino a temperatura adecuada es requisito fundamental para apreciar todas sus características y peculiaridades, lo que le permitirá juzgar con claridad sus cualidades
LA TEMPERATURA
Un sencillo ejemplo, un vino tinto con crianza, con estructura y abundantes taninos, si se sirve frío nos dará una sensación en boca de mayor dureza y astringencia. En el caso de un vino poco ácido, al servirse a una temperatura más elevada nos resultará más cálido no tan ardiente.

Es importante tomar una serie de medidas para servir el vino a la temperatura más adecuada. Ampliando ciertos conocimientos se puede conseguir un vino más atractivo para los comensales.

Si el vino manifiesta pocos aromas, podemos subir algo más la temperatura de servicio, aumentando su volatilidad y mostrándose así más potente en sus aromas.

Cuando el vino tiene alcohol en exceso, sirviéndolo más fresco ocultará su alta graduación y resultará menos cálido.

Si el defecto observado en el vino es la escasez de acidez, sirviéndolo más fresco resultará en boca más fresco y ganará en equilibrio.

Un tinto que se presenta muy tánico y con la acidez elevada, si se sirve algo tibio manifiesta más el alcohol y se suaviza su agresividad.

Si nos encontramos un vino blanco demasiado pesado, deberemos presentarlo más frío para que en boca la sensación sea de agilidad y ligereza, apreciando mejor su acidez.

Cuando el vino a servir nos parece demasiado dulzón, podemos recurrir a enfriarlo unos grados más, con lo que la sensación de alcohol disminuye, se integra mejor el azúcar y expresa una acidez notable, por lo tanto nos parecerá en paladar más fresco y menos dulce.

En los vinos espumosos podemos remediar la escasez de gas carbónico si lo servimos más frío, con lo que se disuelve menos carbónico y por lo tanto se mantiene más tiempo

Estas correcciones térmicas son importantes para causar efectos sensoriales que mejoren ciertos vinos defectuosos en alguno de sus aspectos. Una vez catado el vino, será el momento de corregir y "tapar" esos posibles defectos. Si el vino está muy caliente para su degustación, deberemos introducir la botella en una cubitera con hielo y suficiente agua para que se sumerja lo más posible, controlando la temperatura en todo momento para evitar que se enfríe en exceso.

Si por el contrario el vino está demasiado frío, lo recomendable es esperar a que se vaya atemperando poco a poco. Los cambios bruscos de temperatura no son convenientes. En una habitación de 25 grados, el vino aumentará dos grados cada cuarto de hora aproximadamente.

DURIEL Club de vinos y gourmet recomienda:

Vinos de Alicante.
http://www.clubduriel.es/

Entra en productos y en la D.O. Alicante.







Síguenos >
Bodega Club Duriel - Tienda de Vinos Online | clubduriel@gmail.com - Telf: 622 370 517 - Condiciones de venta - Protección de datos
Neuron Soluciones